esenpt

CND participó de una visita guiada a la obra de la Unidad de Personas Privadas de Libertad Nº 1

La visita a la primera obra realizada bajo la modalidad de Participación Público-Privada corresponde a la invitación del Ministerio del Interior a distintos organismos, CND, BROU, MVOTMA, MEF, Intendencia de Montevideo, entre otros.

Adjudicada al consorcio Unidad Punta de Rieles para su construcción y gestión, la obra está avanzando de acuerdo a lo previsto.

En la visita se pudo observar la zona de prefabricados, unos módulos en proceso de terminación y un edificio prácticamente completado.

El rol de CND fue el de elaborar los estudios previos, los documentos de la licitación, asesoría para el análisis de ofertas y, después de la firma de contrato entre el consorcio y el Ministerio del Interior, asesoría en la etapa de revisión del proyecto ejecutivo.

La Participación Público-Privada (PPP) es una herramienta disponible para el desarrollo de infraestructura a partir de la Ley Nº 18.786 (promulgada el 19 de julio de 2011). La Ley asigna a CND varios cometidos en materia de PPP.

La dimensión de la unidad es de 36.000 metros cuadrados techados y 14.000 en patios.
La obra se prevé terminar en julio de 2018.

El proyecto consiste en el diseño, construcción y financiamiento de un establecimiento penitenciario y la prestación de los servicios de mantenimiento, limpieza, alimentación, lavandería y venta de artículos de almacén.

El establecimiento consta de un edificio de admisión y clasificación de las personas que son procesadas con prisión y una unidad para el alojamiento de personas privadas de libertad. Ambas son exclusivamente para hombres mayores de edad.

El edificio de admisión y clasificación constará de un área de servicios para los ingresos (exámenes médicos, peluquería, locutorios), un área administrativa (registro fotográfico y dactilar, depósito de pertenencias, salas de reuniones) y el alojamiento con 100 celdas individuales, cada una con servicios higiénicos y ducha. En este edificio los procesados serán diagnosticados en su estado de salud, su perfil y entorno social y familiar, con base en lo cual serán clasificados y derivados a la unidad para personas privadas de libertad a la cual estarían mejor adaptados.

La unidad para personas privadas de libertad será de mediana seguridad y está conformada por áreas comunes y módulos dormitorio. Las áreas comunes incluyen administración, control de ingresos, varios espacios para visitas con capacidad sumada para mil personas, atención médica, servicios (cocina, lavandería), así como lugares el desarrollo socio-educativo, laboral y deportivo de los internos. Los módulos dormitorio están planteados para alojar a los internos durante la noche y para tener espacios para las actividades diurnas, entre ellos los comedores, patios de deporte, salas de usos múltiples y enfermerías.
La unidad incluye un edificio con 100 celdas individuales. Este espacio está pensado para personas que por alguna razón médica o de otro tipo requieren un alojamiento individual.

La mayor parte de las plazas en esta unidad, 1260, estarán repartidas en módulos de celdas para tres personas.

Habrá 500 plazas en celdas para cinco personas. Está pensado que estos espacios sean ocupados por las personas que están más próximas a obtener su libertad.
Por parte de CND participaron de la visita el presidente, Cr. Jorge Perazzo, el director, Cr. Rodrigo Goñi Romero, el gerente general, Ec. Pablo Gutiérrez y el gerente de Proyectos y Servicios, Ec. Rafael Laureiro.

30 de noviembre de 2016
Punta de Rieles

Escrito por